La Viña

Nuestros Viñedos se sitúan en el municipio de Briones y en el de Ábalos, dos zonas muy codiciadas por las cualidades del suelo y del clima. La mayoría tienen entre 40 y 50 años, y las variedades son Tempranillo (tinto y blanco), Mazuelo y Graciano, todas autóctonas de Rioja. En total cultivamos 20 hectáreas.

Son zonas que son calificadas como de las mejores del mundo por su suelo arcilloso y calcáreo. Suelos pobres que retienen poca agua pero que gracias a estas características las producciones son bajas dando como resultado una uva de alta calidad.

Las 20 hectáreas de viñedo se han ido adquiriendo poco a poco por la familia Pérez Castillo. Fue en los años 70 y con la adquisición de la segunda bodega cuando se tomó la decisión de comprar y plantar más viña. En los años 70 se produjo un fuerte éxodo rural y una reconversión agrícola, más mecanizada y con cultivos más extensos. En aquellos años en La Rioja se abandonó parte de la viña y la mayoría apostó por cultivos más rentables. Nuestros padres, Felipe y Ascensión, sin embargo, decidieron nadar contracorriente y apostar por la viña, que muchos arrancaban o vendían. Era tal la desafección que había por el viñedo que se regalaba la planta de vid a todos aquellos agricultores que quisieran plantar.